TEJEDA: «PRIMERO LOBOS, LUEGO EL TRI»

teja1

El «Pacho» quiere ganarse un puesto en el once titular

de la BUAP para luego aspirar a ser seleccionado nacional 

“Primero una cosa y luego la otra” dijo el “Gordo” Omar Tejeda, jugador del recién ascendido a Primera División, Lobos de la BUAP.

Acompañado por su hijo Edwin Omar y por el presidente de la Escuala «Delfines de Xalapa»,  Héctor Arellano, el futbolista atendió  a los entrevistadores.

Lo anterior fue  en respuesta a la posibilidad  de  vestir, en algún momento, la camiseta de la Selección Mexicana de Futbol.

“Ahora toca enfocarme en el once titular de Lobos  y de ahí mostrar mis cualidades. Me parece que hay mucha calidad en el futbolista mexicano y obviamente mi objetivo también es vestir algún día la camiseta tricolor”.

EL "PACHO" flanqueado por Héctor Arellano y el pequeño Edwin Omar.

EL «PACHO» flanqueado por Héctor Arellano y el pequeño Edwin Omar.

Sus respuestas fueron concretas. Las vertió con paciencia, e incluso con aquellas que parecieron  estar fuera de tema.

Vestido casualmente Omar, el bienamado de Pacho Viejo, se dijo bendecido por Dios por la nueva oportunidad de regresar al máximo circuito del futbol mexicano.

“Nadie me quitó de la cabeza regresar a jugar en la Primera”, reveló sobre los desafíos que debió afrontar entre estos las lesiones que lo acompañaron de manera prolongada.

Tejeda llegó a la escuadra poblana tras su experiencia en Tiburones Rojos, equipo al que, dijo,   le gustaría regresar a jugar.

En estos siete años de vestir la casaca de Lobos, el mediocampista se siente parte de la institución, porque fue la que le abrió las puertas cuando estas se cerraron en Tiburones.

El “Gordo” está agradecido con Héctor Arellano, quien  lo recibió en Delfines de Xalapa cuando empezaba a descollar como juvenil.

A la plantilla «cetácea» llegó recomendado por el que todos conocían como «Don Magda” (q.e.p.d) quien laboraba como intendente en la Unidad Deportiva Universitaria y quien  lo veía jugar  en la cancha de Pacho Viejo.

De ahí la vida cambió para Omar.

Como parte de Delfines  fue reclutado para formar parte del equipo de la escuela secundaria Técnica 3.

Esa plantilla que dirigían «Nando» y Gamaliel Hernández Torres  ganó todo  en la  extinta Copa Coca Cola. Ahí el «Pacho» mostró su cualidades ofensivas al obtener  títulos de goleo individual de todas las fases de la competencia «refresquera»  incluyendo la etapa internacional.

Ahí empezó la historia para Omar  Tejeda, hoy jugador experimentado a quien Lobos no soltará  porque es el capitán del equipo y por ser uno de los principales generadores de juego, sin dejar de lado su enorme entrega en los entrenamientos. Por cierto en Lobos ya empezó su  reestructuración y sólo quedaron algunos jugadores titulares, entre ellos  nuestro entrevistado.

EJEMPLO DE VALORES

Se ve que Tejeda no se ha subido  en el “ladrillo” de la fama.  Reaccionó en contra de los alzados, de los desagradecidos quienes al llegar a cierto nivel  y se creen el “ombligo del mundo”.

EL VIVIR los valores aprendidos en casa ha contribuido al éxito del "bienamado" de Pacho Viejo.

EL VIVIR los valores aprendidos en casa ha contribuido al éxito del «bienamado» de Pacho Viejo.

Como fórmula anti-altivez “Pacho” pone por  delante lo que aprendió en su hogar, en especial el ejemplo recibido de sus padres.

“Cuentan mucho las bases de lo que traes desde casa. El ser agradecido es lo que siempre me inculcaron mis padres.

«No puedo traicionar las bases, los valores que tengo. Espero que mis hijos sigan mi ejemplo de igual forma que yo sigo los de mis padres.  Además siempre  me he caracterizado por eso de  ser lo más humano posible, porque al final todos somos iguales, solamente tenemos cualidades diferentes. He sabido explotar el don que me dio Dios y de ahí no cambio absolutamente nada”.

Agregó que  tiene un deseo permanente de  ayudar a sus coterráneos “con lo  que se pueda. Estoy abierto a la comunicación a que me expresen sus dudas. Entonces  voy a estar dispuesto a apoyar a quien quiere salir adelante”.

Sobre política habló poco. Por el momento no está interesado en esa actividad, aunque surgiera en su natal Pacho Viejo el grito de: “Tejeda para presidente”.

“No imagino estar en ese tipo de situaciones. Al menos no en este momento. A  lo mejor es muy temprano para  mencionar si me gustaría o no. Quizá más adelante; muchas cosas pueden pasar, pero me gusta estar siempre tranquilo con mi familia”.

Sobre la positiva  irrupción del técnico Rafael Puente Junior quien llevó al equipo al ascenso, Tejeda da crédito a la “unión y disposición de grupo”.

PRIMERO afianzarse en el cuadro titular de los "licántropos", mostrar su calidad y luego esperar el llamado al tri, las metas a corto plazo de Tejeda.

PRIMERO afianzarse en el cuadro titular de los «licántropos», mostrar su calidad y luego esperar el llamado al Tri, las metas a corto plazo de Tejeda.

Del estratega dijo que “gracias a Dios se le dio a él y al grupo. Creo que él también tiene una humildad muy grande que supo transmitir a la plantilla, además de unión y sacrifico,  lo que fue la base para que se consiguiera el objetivo».

Tejeda envió un mensaje a los niños y jóvenes que acarician la ilusión de llegar a la Primera División.

“Los sueños están para cumplirse. Cualquier meta que se propongan se puede lograr a base de trabajo, porque obviamente no es fácil. Hay que sacrificarse y tener siempre muchísima humildad”.

Finalmente  dijo: “Cuando me  retire del futbol me gustaría estar con los niños, poder transmitirles lo que viví, mi experiencia así como lo hago a mis hijos. Me gustaría sacar otros “Omar Tejeda” de Pacho Viejo.

CON DELFINES

El próximo viernes Tejeda visitará su “cuna”, la escuela Delfines de Xalapa. Seguramente la presencia del “Pacho”  será algo especial para los niños.


Centro de estidios Las mericas
El Duende Canchero
error: Content is protected !!