LOBOS AULLAN MÁS FUERTE QUE NUNCA

 

wolf1

El  entusiasmo está intacto. El mismo empeño, la misma camaradería y actitud.

Pero luego de 50 años  los músculos están agotados, los movimientos que una vez fueron felinos ahora son  lentos.

Hay quienes aún se revelan contra “Cronos” e irrumpen con carreras cortas o saltos atrevidos, pero al final de cuentas  el cansancio es el que impera.

Los Lobos UV se reunieron  en la cancha de beisbol de la USBI.  Una camada de jugadores  cuyas hazañas abrieron las puertas a la historia  del futbol americano estudiantil en Xalapa.

LUEGO de casi 50 años los Lobos mantienen la unidad intacta.

LUEGO de casi 50 años los Lobos mantienen la unidad intacta.

De repente un balón aéreo  rebasa al corredor. Llegan los reclamos “amistosos”, las bromas, las contradicciones. Luego vuelve la formación para esperar el ataque; afanosos buscando éxito  en el avance con “tremenda” apariencia de peligro.

Al  otro  extremo de la cancha un jugador despistado, sin velocidad. ¡“Quítate las botas de cemento”! le reclamaron.

Luego un salto de 30 centímetros de altura  puso en riesgo al corredor. Otro se cayó sólo cuando enfilaba hacia el área de anotación.

CAMARADERÍA plena, enre la "manada" que se dio cita este sábado en la USBI.

CAMARADERÍA plena, ente la «manada» que se dio cita este sábado en la USBI.

En el juego se rompió todo, menos los lazos afectivos y solidarios de este grupo al que ya nada lo detendrá en su deseo de mantener vivo el nombre del histórico Lobos de Arquitectura (UV).

¡Esa es  la buena noticia, que Lobos seguirá!

PROTAGONISTAS

“Éramos la semilla y esperábamos que creciera. No ha crecido como a mí me gustaría. Creo que el futbol americano en Xalapa se ha atrasado muchísimo, pero es cuestión de trabajo y a darle”, comentó Jorge Correa Erazo,  pilar de este equipo que en 1970 logró el título de la AMFA.

CARLOS Lechuga mantiene el gafete de capitán entre los cánidos.

CARLOS Lechuga mantiene el gafete de capitán entre los cánidos.

De los jugadores más activos en la “cáscara”  Jorge Castropola  dijo que Lobos es prácticamente el iniciador del futbol americano en Xalapa.

“Se hizo a base de muchísimo esfuerzo. Estuvimos prácticamente jugando con libros de  selecciones de Reader’s  Digest que eran nuestras tablas y nuestros nitros. No teníamos para el equipo y  todo se hizo a base de mucho corazón.

¡EPA!, las piernas ya no respondieron a la hora de recepcionar.

¡EPA!, las piernas ya no respondieron a la hora de recepcionar  el ovoide.

“Fuimos muy apoyados por el padre (Thomas) Conn y después, indudablemente, por Jorge Correa  quien nos llevó hacia la cima y fuimos reconocidos a nivel nacional como uno de los equipos nuevos más aguerridos que ha habido.

“El legado que deja Lobos es unidad. Desde hace cuarenta y tantos años que empezamos a jugar y seguimos unidos. Eso es lo que hace el futbol americano y lo que  hace un coach como Correa unir a su equipo a través de los tiempos”.

LO DIFÍCIL no era caerse sino levantarse.

LO DIFÍCIL no era caerse sino levantarse.

Como mensaje a los jóvenes Castropola  dijo que es importante que Halcones UV, Zorros Dorados y todos “sigan unidos en favor del deporte. No deben olvidar que el futbol americano es un deporte de unidad”.

Por su parte Carlos Lechuga Hernández recordó  cuando en la década de los 70  los primeros Lobos recorrían lo que en ese entonces se conocían como Campos Juárez, lo que hoy es la USBI.

“Hace 47 años entrenábamos aquí. Una vez Correa conjuntó 80 gentes en este lugar  para sacar 44.

“El legado que deja Lobos a las nuevas generaciones es que sigan adelante, que logren todos sus objetivos, que aprendan de sus entrenadores, que se disciplinen con responsabilidad».

SIN IMPORTAR el marcador los Lobos se divirtieron a sus anchas.

SIN IMPORTAR el marcador los Lobos se divirtieron a sus anchas.

Lechuga fue uno de los protagonistas de aquella temporada en que  Lobos se coronó en la AMFA.

“Recuerdo que éramos el ‘patito feo’ en la liga que tenía sede en el Distrito Federal. Lobos era el primer equipo de provincia que se presentaba a jugar  en esa liga, por eso nos querían desligar, pero afortunadamente nos aceptaron  gracias a que Jorge Correa nos representó muy bien y nos defendió en las reuniones que se hacían.

“Finalmente incursionamos y para sorpresa de todos  quedamos campeones de esa Liga de ascenso. Luego nos metieron a otro grupo y así empezó la historia de Lobos Arquitectura UV”.

JORGE Castropola (izquierda) de los más entusiastas.

JORGE Castropola (izquierda) de los más entusiastas a la hora de disputar las jugadas.

El que fuera capitán del equipo recordó también al ingeniero Chagoya “quien nos apoyó para tener uniformes  por primera vez y entonces el equipo llegó  a las primeras esferas con grandes jugadores, entre ellos los que ya se han ido como Mario Escamilla, Fontecilla y algunos otros que fueron pilares”.

AL FINAL del entretenido tocho todos ganaron.

AL FINAL del entretenido tocho todos ganaron.

Luego del tocho, los Lobos se reunieron  para dar continuidad a su convivio dejando puesta las bases para que en diciembre próximo la “manada” se reúna nuevamente.

Los que acudieron al llamado este sábado al primer tocho de este año fueron el head coach Jorge Correa, Guillermo  Cházaro (ala  cerrada), Rafael Barragán (cornerback), Gabriel Hernández (tackle), Rodolfo Pineda (corredor),Jaime Eresbey (guard), Guillermo Bouzas (fullback), Beto Bacre (guard), Julio Antonio Cobos (tackle), Jorge Castropola (tailback), Gamaliel Sosa (tackle), Camarón (pateador), Heriberto Acosta ( receptor y defensivo), Juan García (quarterback), Miguel Oyarzabal (tackle) y Carlos Ochoa (quarterback).


Centro de estidios Las mericas
El Duende Canchero
error: Content is protected !!