“GODO” FORZÁN ENCIERRA EN SU MEMORIA UNA ÉPOCA DE HAZAÑAS

(Tercera y última parte)

“Soy coatepecano, pero me siento como xalapeño”, dijo muy serio Godofredo Forzán Portilla.  Nació  el 4 de septiembre de 1949. Su educación primaria la realizó en la escuela “Caros A. Carrillo”.

A lo largo del camino su carácter lo llevó a alcanzar niveles exclusivos de pocos. Tuvo como trampolín su decisión inquebrantable de trascender. Tiene historia, tiene palmarés y supo moverse en la adversidad

CON jugadores del AMérica, en la década de los 80.

Continuó sus estudios en la secundaria “Antonio María de Rivera” para luego incursionar en la preparatoria  Artículo Tercero Constitucional “que primero estaba en la calle de Mata  que era vespertina porque en la mañana era primaria”.

“Después el gobierno les hizo instalaciones propias al Artículo Tercero. En mi época era puro monte por allá. Después me gradué en la facultad de derecho en la Universidad Veracruzana”.

Como jugador ocupaba la posición de defensa central en equipos como Leyes Argentina  y en la Selección de la Facultad, además de La Abarrotera, Pepsicola.

 Godofredo patrocinaba al equipo “Casa Forzán” que jugaba en la otrora mejor liga de Xalapa y la región, la del “Ferro”, señaló nuestro amigo lector Jorge Alarcón.

EN SU época de aficionado «Godo» (círculo) fue dirigido por Ángel «Diórico» Ramos quien aparece en la gráfica con su tradicional cachucha.

ÁNGEL “DIÓRICO” RAMOS

“Éramos un poco ‘troncón’, pero yo tengo mucho que agradecer al señor Ángel “Diórico” Ramos. Estuve muchos años jugando en sus equipos. Por él fui futbolista.”  

UN LIBRO

Una obra  que podría ayudar a las nuevas generaciones de futbolistas en cuanto al conocimiento de la historia de este deporte podría salir de la mente de “Godo”.

UV Xalapa, entonces dirigido por Julián «Alemán» Martínez.

Mencionó que tiene material para hacer un álbum, aunque seguramente no descarta convertirlo en libro.

“En estos días de encierro he revisado algunos recortes de periódicos desde 1972. Voy a hacer un álbum. Estoy hablando de cuando estuve jugando ahí  en el sector aficionado, luego cuando estuve en el DPADUV y después con los equipos de Tercera, las dos segundas divisiones que tuvimos, una en  Coatzacoalcos y otra en Xalapa.

GAVILANES UV, otro equipo de época.

“Después la venida acá a México, mi incursión en la Tercera División, en el comité directivo, luego como director del Centro de Capacitación (CENCAP), la década en el Club América, Cruz Azul y cerramos con broche de oro con los Tiburones”.  

EL RESTO DE LA HISTORIA

El que Godofredo Forzán alcanzara altos vuelos  como personaje del futbol era un escenario inimaginable para  quienes formaron parte de su generación. Pero él atravesó líneas, con la mira siempre puesta en aumentar su conocimiento, de prepararse para entregar buenas cuentas a quienes depositaban su confianza en él.

Llegó el momento  en que la capacidad de  “Godo” le permitía tener en la cabeza el plano, claro y preciso, de todo proyecto.

EN LAS instalaciones del Club América, en su labor de director deportivo, conversando con el argentino Oscar Ruggeri. Corría el año de 1993.

Lo demostró en su pasó por América, Cruz Azul y en Veracruz. Lo había hecho como director del CENCAP (Centro de Capacitación de la FMF).

Los años pasaron y ahora todo queda en el bagaje. La experiencia reposa  tranquila en su mente. Le sirve para mucho en su entorno. Pareciera que su capacidad es una panacea que le vendría bien a cualquier esquema deportivo, de cualquier lugar donde las cosas estén ‘patas pa’rriba’.

Godofredo Forzán voltea hacia atrás orgulloso. Recuerda la calidad en varios jugadores xalapeños quienes, teniendo cualidades, “les era difícil trasladarse  a la capital. Estaban estudiando, además aquí (CDMX) siempre ha habido mucha competencia y hay prospectos para todo”.

De lo que llegaron a la Primera División mencionó a Erikc Cházaro, Miguel Ángel Viveros, el mismo Roberto Blanco. Luego vendría una prolongada fila de jugadores que  tiene a Bryan Colula como su más reciente pieza   

ROBERTO «Cacala» Blanco (círculo), de los que llegaron al máximo circuito.

DISCÍPULO

  Héctor Hugo Arellano considera a Godofredo Forzán como uno de sus principales maestros en el tejemaneje del futbol.

“El licenciado Godofredo Forzán es para mí una de las principales figuras de las cuales he aprendido lo más importante del futbol, desde la organización, programación, administración y disciplina.

“Esa comprensión de lo que es el futbol formativo y profesional ha sido para mí un modelo que ha dado como resultado  la permanencia,  como una de las principales entidades en la formación  de jugadores en el Estado, de la Escuela Delfines de Xalapa”, acotó.

HÉCTOR Arellano y su maestro Godofredo Forzán.

Por su parte “Godo” mencionó:

 “Héctor ha hecho una excelente labor con la escuela de futbol.  

“Con los chicos hay que  tener una visión deportiva, formativa. Después va uno viendo ahí, al correr del tiempo, si sus condiciones y cualidades le ayudan a llegar, pero Héctor ha hecho una gran labor”.

XALAPA LO ESPERA

En los últimos años entidades  como Delfines de Xalapa, las Tiburonas Rojas, ex Búhos de Xalapa, respaldados por la Fundación de la Universidad Veracruzana, se han unido para  reconocer  a personalidades quienes han dado lustre al futbol xalapeño, entre las que se encuentran Gerardo Gallegos Cázares y Carlos Ferráez Matus.

También los ex jugadores de la UV Xalapa homenajearon en septiembre pasado a  Julián Martínez Vázquez.

El tema sale a relucir ya que, por algunas razones y circunstancias,  la presencia de Godofredo Forzán en estos actos no se ha concretado, no como un invitado especial, sino como homenajeado.

 “Me han invitado varias veces, pero por una u otra cosa no lo he podido hacer. Ahorita ya con la edad encima pues… ya los hijos, la familia están arraigados acá, pero a lo mejor en unos meses les doy la sorpresa. Tarde o temprano se le ablanda a uno el corazoncito de volver ahí, a la cuna”.

ELIMINACIÓN DEL ASCENSO

Para «Godo» y la mayoría de la gente con conocimiento de lo que es el futbol profesional y  su estructura, la eliminación del ascenso es un grave error.  

“No es la decisión la más idónea para el futbol. Tiene que haber el sistema de ascensos y descensos. Les falta hacer una estructura que realmente produzca el efecto  que lo de abajo sea   bastante apoyado para la formación de jugadores y que los equipos tengan el estímulo de ascender.

“Eso se atoró ahí. Desde los tiempos de la famosa Primera ‘A’ el objetico era formar jugadores para el primer equipo… ¡de abajo es donde salen todos, que no se nos olvide!”.

Agregó que también el sector aficionado debe estar bien cuidado “porque no se conoce a un solo jugador que, antes de llegar a ser profesional, no haya estado en el sector aficionado”.

La charla concluyó como inició, inmersa en un mudo de conocimiento por parte de “Godo” quien  al igual que muchos exitosos xalapeños ha quedado cautivado por el embeleso que genera el futbol.


Centro de estidios Las mericas
El Duende Canchero
error: Content is protected !!