¡EXTRA, EXTRA, EXTRA!

Aunque dicen que no hay presión, ciertamente sí existe.

El «nervio de hierro se hincha» al saber que en 1981, jugando en casa (Ciudad  de México), México obtuvo el cuarto lugar mundial en la categoría Sub 20 de voleibol femenil.

Aunque no se muestre, hay  incomodidad en el Tri femenil por ese dato y por la sencilla razón  de que en casa no debe, por ningún motivo,  ser comparsa, sino que está comprometido a ser  protagonista.

¿Cuánto habrá avanzado este deporte en nuestro país en los últimos 38 años?

Creo que ha sido considerable  su crecimiento, pero cuando llega la hora de estar en el centro del escenario, ante  los reflectores del mundo, pues es otra cosa la que exhibimos.

Sólo resta apoyar con todo a las chicas mexicanas en su intención de hacer historia.

Por otro lado el primer día de entrenamiento no fue lo esperado para ellas y muchas personas más,  Montones de materiales apilados a los lados de una cancha sin red, mucha gente “trabajando” alrededor de las chicas y hasta maquinaria pesada se observaron.

Parece que todo cambió y ellas se sienten a gusto. Al menos es lo que han ventilado algunas fuentes que están cerca, muy cerca  de ellas.

Creemos que el Mundial en mención será una experiencia importantísima para el deporte veracruzano tan dañado por la demagogia.

Reconocemos el esfuerzo de quienes lograron la sede para México y para Veracruz. Esperamos que los  detalles negativos, los que nunca faltan y que  a la postre son significativos y muy desagradables, no se presenten más.

* * * * * * *

En esto del festejo de los 50 años (1967) del surgimiento de Delfines UV nos resulta un tanto extraño que la Universidad Veracruzano no tome su papel en el asunto.

La máxima casa de estudios en Veracruz y  una de las mejores en el orden nacional ha perdido la pose vanguardista, el protagonismo de antaño.

Parece que los otrora rectores Fernando García Barna y el visionario  Roberto Bravo Garzón hicieron toda la tarea en cuanto a materia deportiva se refiere.

Ahora, con Delfines UV, el equipo del “medio siglo”,  que nació de las entrañas universitarias, da la sensación que  es un asunto aislado, extraño.

Lo más  fácil es que un representante universitario esté en el festejo del día 29, e incluso, la misma rectora puede aceptar la invitación que seguramente le hicieron o  le van a hacer, pero mucho mejor sería que, con el mismo espíritu visionario de antaño, la UV responda con apoyo frontal y permanente al evento en puerta y en otros escenarios que están desatendidos.

* * * * * * *

¿Chileros, porque no?

Aunque no tiene el mismo potencial económico de unos Delfines de Xalapa de la temporada 1991-1992 o de un Inter de Xalapa en el 2006,  la plantilla que hoy dirige César Vázquez de la Torre  tiene potencial competitivo para lograr  lo que los mencionados no pudieron: ascender como campeones a la Segunda División.

¡Claro que es difícil!

En torno a esta ilusión llamada ascenso hay  más de 100 equipos y todos tienen argumentos para  lograr la hazaña y si todos lo  tienen… ¿por qué Chileros no?

Por cierto se anunció para finales de este mes o principios de agosto la «Primera Copa Chileros XL» un cuadrangular  en el que también tomarían parte el Celeya FC,  Atlético Boca del Río y, muy probablemente, el Huastusco.

Los nombres de los equipos pueden variar, lo importante es el objetivo de no dejar  pasar por alto el primer año de vida de Chileros, antes Cafetaleros de Xalapa.

Punto final


Centro de estidios Las mericas
El Duende Canchero
error: Content is protected !!